República Dominicana | “No es coherente tener una tasa tributaria tan alta a servicios que se reconocen como fundamentales”

Así lo afirmó Claudia García, directora de Comtec, al asegurar que las barreras económicas limitan el cierre de la brecha digital

54

El Dinero Danielis Fermín

Durante la pandemia del covid-19, el sector de telecomunicaciones ha sido vital para mantener empresas operando, la docencia y conectar a las personas. Sin embargo, de acuerdo con la directora ejecutiva de la Asociación de Empresas de Comunicaciones y Tecnología (Comtec), Claudia García, la carga tributaria que tienen estas entidades podrían limitar el cumplimiento de la Agenda Digital 2030.

“Por años, hemos tratado de sensibilizar al Estado y a los diferentes estamentos, tanto del Poder Ejecutivo como del Poder Legislativo, en la necesidad de hacer una revisión de este esquema tributario, a los fines de que sea coherente con los objetivos de desarrollo del servicio universal, conectividad y, ahora, recientemente, con los objetivos de la Estrategia Nacional de Desarrollo y de la Agenda Digital 2030”, expresó durante una entrevista con elDinero.

La ejecutiva destacó que las autoridades deben ser coherentes, ya que no es viable tener una tasa tributaria “tan alta a servicios que se reconocen que son fundamentales y esenciales”, como es el caso del internet, que «permitió, durante las primeras etapas del Estado de emergencia nacional, la continuidad operativa”.

El sector está gravado con un 18% del impuesto a la transferencia de bienes industrializados (ITBIS), un 10% de selectivo al consumo (ISC) y un 2% al sector de las telecomunicaciones (CTD). “Nos coloca como el segundo país más gravado de la región”.

El Comtec propone una revisión a los impuestos. Además, de que se brinde un ambiente de seguridad jurídica “para seguir siendo uno de los países mejores conectados de la región”.

Indicó que el sector es muy competitivo, ya que deben estar a la vanguardia. “Bajo la presión que existe y el compromiso autoimpuesto de mantener esa continuidad en la calidad e innovación es muy difícil mantener la competitividad del sector”.

Brecha digital

García señala que el tema económico puede ser un limitante para cerrar la brecha digital, ya que no es solo un tema solo de conectividad e infraestructura. “La primera barrera que existe es la económica. Estamos hablando de que la verdadera barrera que mantiene en esa brecha digital y en esa falta de acceso a los servicios de una forma legal es el costo de que un usuario de RD$100 que gaste en servicios de telecomunicaciones, 30% son impuestos”.

Solucionar los problemas de conectiva se hace esencial para poder captar más inversión extranjera, ya que es uno de los principales requerimientos que tienen los inversores.

Retos

Además de los impuestos, García detalló que el sector se enfrenta a múltiples retos que hacen que desvíen presupuesto de inversión para solucionar problemas, como el robo de equipos con componentes de cobre y la reventa ilegal de internet, que afectan la calidad del servicio.

“Un ataque directo a la seguridad jurídica de las inversiones de las empresas es un ataque directo a la calidad de servicio que reciben los clientes que de verdad están pagando”, explicó al referirse a los “wiferos”, que generan una congestión en las redes.

Precisó que las empresas están, aparte de tener una pérdida económica, “teniendo que distraer recursos económicos que están programados para crecimiento y expansión, en paliar esa congestión para contener el servicio a los clientes legítimos”.

La directora de Comtec afirmó que la respuesta del órgano regulador ha sido tímida, pero esperan que el tema sea solucionado.

La permisología es otro de los retos que enfrentan las empresas del sector. “Por cada repetido, por cada antena, por cada metro de fibra que instala, tienen que pagar tasas administrativas por permisos para el uso de suelo, cuando la ley de nosotros dice que las telecomunicaciones son de jurisdicción nacional, o sea, que nadie le puede establecer arbitrio y segundo, que tenemos un derecho de servidumbre de lo que es el dominio público”.

La abogada dijo que existen zonas donde las autoridades le imponen tasas que hacen “inviables” la ejecución de proyectos. «Hay comunidades donde, lamentablemente, el servicio no llega, precisamente por las trabas y las barreras que generan sus propias autoridades locales. Es una situación que se ha venido trabajando”.

Red 5G

Sobre el desarrollo del 5G, precisa que, a pesar de que se ha vendido como la panacea, el despliegue de la red podría ampliar la brecha digital en lugar de solucionarla. «Porque República Dominicana, ahora mismo, es el único país de Centroamérica que impone un 8% de arancel a los teléfonos móviles y, actualmente, los teléfonos y los equipos inteligentes que pueden manejarse entre 5G no existen de baja gama”.

Recomendó ser cuidadosos con las expectativas que se están generando en la población. “Sin una política pública correcta, puede ser más excluyente que incluyente”.

García destacó el papel que ha jugado el sector privado en el desarrollo de las telecomunicaciones en el país. “Podemos estar hablando de 5G porque esa era la evolución natural de las redes”, explicó.