Senado de EE. UU. aprueba plan de infraestructura por 1 billón de dólares

387

El Senado de Estados Unidos aprobó este martes un plan de infraestructura por un billón de dólares, luego de lograr el apoyo bipartidista. Los fondos estarán destinados principalmente para infraestructura como carreteras y puentes, además de iniciativas para luchar contra el cambio climático e impulsar el despliegue de banda ancha.

La legislación incluye 550 mil millones de dólares en nuevos fondos para transporte, banda ancha y servicios públicos, luego de obtener un inusual apoyo bipartidista de 69 a 30 votos, lo que incluye 19 votos del partido republicano más los 50 demócratas.

El Partido Demócrata aún espera añadir una nueva resolución presupuestaria que sumaría fondos por 3.5 billones de dólares en gastos sociales como cuidado infantil, educación, salud y licencias con goce de sueldo. Esta propuesta requeriría una mayoría simple que podría lograrse únicamente con el voto demócrata.

“El Senado hoy dio un paso que se había retrasado para revitalizar la infraestructura de Estados Unidos y brindar a nuestros trabajadores, nuestras empresas, nuestra economía, las herramientas para tener éxito en el siglo XXI”, dijo el líder de la mayoría del Senado, Chuck Schumer, demócrata por Nueva York.

La legislación aprobada ayer en el Senado aún debe pasar por la Cámara de Representantes, donde Nancy Pelosi, representante demócrata y presidenta de la Cámara, ha advertido que no se discutirá el nuevo proyecto de ley, a menos que se presente en conjunto con la resolución presupuestaria.

Recomendamos: 12 claves para entender la visión digital y tecnológica de Joe Biden

La Cámara tiene actualmente un receso planeado hasta septiembre, pero el líder de la mayoría, Steny Hoyer, dijo que la cámara regresaría el 20 de agosto para considerar la resolución presupuestaria.

Pese a la confianza de los demócratas, la aprobación de ambas medidas en el Congreso podría tomar aún varios meses de negociación.

“Este proyecto de ley ayudará a que la recuperación histórica sea un auge a largo plazo”, dijo el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, al tiempo que reconoció que “el trabajo de los demócratas está lejos de terminar”.

“La Ley de Empleos e Inversión en Infraestructura bipartidista modernizará y mejorará nuestras carreteras, puentes, puertos y otros activos de infraestructura clave. Al hacerlo, esta pieza de legislación histórica creará empleos, aumentará la productividad y allanará el camino para décadas de crecimiento económico y prosperidad, todo sin aumentar los impuestos a los estadounidenses comunes o aumentar la inflación”, señalaron en un comunicado los 10 senadores que promovieron la iniciativa.