Starlink ya está en México y estas son algunas de sus ventajas

198

Cnnexpansión

Starlink es parte de la empresa de Elon Musk SpaceX y se trata de una compañía enfocada en brindar internet satelital a comunidades donde el acceso a este servicio es complicado de llevar. Su objetivo desde que se lanzó es tener alrededor de 12,000 satélites en órbita que permitirán a sus clientes tener conexión sin cables. De manera oficial la compañía llegó al país el 28 de octubre de 2021, esto después de lograr la autorización del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) para comerciar su servicio en el territorio nacional.

En México, la empresa tendrá el permiso oficial de Starlink Satellite Systems México, S. de R.L de C.V y será una filial nacional de Starlink Estados Unidos. Además, su operación tendrá una vigencia de 10 años.

¿Cómo contratar internet de Starlink en México?

Las personas que estén interesadas en contratar Starlink podrán tener velocidades entre los 100 Mbps y 200 Mbps y para contratarlo será relativamente fácil hacerlo, sólo deben ingresar los usuarios a la página de la empresa, ingresar la dirección postal donde se busque tener el servicio y verificar que la ubicación cuente con la cobertura.

Posterior a que se tenga esta información irás a la pestaña de ‘Hacer pedido’ y te desplegará la opción de comprar.

El precio de Starlink será el mismo para todo el país, de momento, y de acuerdo con la página se desplegará el costo de la siguiente manera: equipo 11,590 pesos, servicios mensual 2,299 pesos, envío 1,420 pesos. O sea, en total los usuarios pagarán 15,300 pesos por acceder a este servicio.

Sin embargo para poder tener acceso al servicio, los usuarios tendrán que hacer un depósito de 2,299 pesos para tener acceso al kit de la empresa, el cual incluye un enrutador Wi-Fi, fuente de alimentación, cables y trípode de montaje. Aunque cabe destacar que el servicio está sujeto a disponibilidad.

Lo más recomendable, es que el aparato tenga una vista clara del cielo para que le sea más fácil conectarse con la red satelital. Por lo que quizás ponerlo a nivel de suelo, no sea la mejor opción.

“A medida que lancemos más satélites, instalemos más estaciones terrestres y mejoremos nuestro software de red, la velocidad de datos, la latencia y el tiempo de actividad mejorarán drásticamente”, indica Starlink en su página web.